Búsqueda personalizada

miércoles, 6 de julio de 2016

Como adiestrar a un american bully


El american bully es un perro imponente que se adapta muy bien a la vida familiar. Si has adoptado recientemente a un perro de esta raza, sabrás que son muy cariñosos y sociables.

Como a todos los perros se recomienda enseñarle unas reglas básicas de comportamiento. Esto hará más fácil la vida familiar. Además debes ser consciente antes de adoptar que son perros muy activos. Considera si vas a tener tiempo para él.

En este artículo de ExpertoAnimal hablaremos sobre las características del american bully y te daremos algunos consejos para adiestrarle.

Características del american bully

El american bully no es una raza antigua. Es fruto de la cría selectiva y se estableció en la década de 1990. Se realizaron cruces entre perros de diferentes razas: pit bull terrier americano, american staffordshire terrier, staffordshire bull terrier y bulldog inglés.

Se pretendía obtener a un perro leal, tranquilo y muy estable. El resultado fué óptimo pues es una raza muy equilibrada que se lleva muy bien con los niños y toda la familia. Son musculosos, de tamaño medio y muy activos. Son perros muy inteligentes que con el entrenamiento adecuado son capaces de realizar numerosas actividades.

Educación del cachorro de american bully

Desde que el cachorro llega a casa debemos adoptar unos hábitos para ir poco a poco educándolo. No se debe consentir a ningún cachorro, ni permitir que tengan conductas que de mayor no deseemos. Subirse al sofá, morder las zapatillas...

Se constante y emplea siempre el refuerzo positivo. El refuerzo positivo consiste en premiar las actitudes positivas. Un simple "NO" es suficiente cuando haga algo que no apruebes. No grites ni utilices nunca la violencia con el cachorro. Además cachorros de menos de 4 meses de vida solo deben preocuparse de jugar y crecer.

Es importante dejar que nuestro cachorro lleve a cabo su proceso de socialización con otros animales, con personas y hasta con el propio entorno. Se trata de la base de su educación ya que ello le convertirá en un perro estable, sociable y sin miedos en su etapa adulta. Si hay otro perro en casa educado y equilibrado nos ayudará a enseñar al nuevo las normas de la casa.

Juega con él y haz que pasee y corra cuando tenga administradas sus primeras vacunas. Así poco a poco ganará resistencia y crecerá fuerte y sano. Con el paso de los meses podrás comenzar con el entrenamiento. Empieza con las órdenes básicas de obediencia.

Órdenes básicas de adiestramiento

Educar a un perro no es sólo enseñarle a dar la pata. Debemos educarlo para que se comporte adecuadamente en todas las ocasiones. Que se comporte bien dentro de casa, en los paseos o en los viajes en coche hará que la vida tanto de tu perro como de toda la familia sea más cómoda y agradable.

Debemos hacer sentir al perro uno más de la familia. Se tiene que sentir útil y querido. Has de dedicarle tiempo, especialmente durante su crecimiento. Puedes leer nuestros artículos sobre Órdenes básicas para perros y Guía de adiestramiento-Nivel básico. Encontrarás todas las órdenes y trucos básicos para cualquier raza de perro.

Acudir a la llamada o sentarse son órdenes básicas que todo perro debe conocer. Realiza sesiones de entre 5 y 10 minutos con tu perro todos los días. También es importante que le enseñes a pasear a tu lado y a no tirar de la correa. Son comportamientos que si no erradicamos de jóvenes son difíciles de rectificar.

El american bully es un perro muy inteligente, si le dedicas tiempo y haces que las sesiones de entrenamiento sean amenas y divertidas tu perro enseguida aprenderá. Ten paciencia y se constante.

Órdenes avanzadas

Una vez que has enseñado a tu american bully las órdenes básicas de comportamiento puedes introducir otras rutinas. Enseñarle trucos como hacerse el muerto o ladrar cuando le dices "habla" son ejemplos de órdenes avanzadas que puedes enseñar a tu perro. No son órdenes determinadas, la variedad de actividades depende de tu imaginación.

El american bully es un perro muy activo. Todas las actividades que realices con él al aire libre le encantarán. Enséñale a ir contigo en bici o corre con él. Puedes descargarte el Manual de adiestramiento canino en PDF para aprender más cosas sobre el adiestramiento canino y enseñarle nuevas cosas a tu american bully.

Ejercicio, natación y juegos

Un american bully fuerte y en forma necesita hacer ejercicio. Además de los paseos y salidas habituales puedes incorporar actividades que encantarán a tu perro.

La natación es un ejercicio muy completo y a los perros les encanta. Deja que nade y juega con él en el agua pero siempre teniendo en cuenta su resistencia. Deja que salga del agua cuando él considere.

El agility para perros es un ejercicio ideal que combina la obediencia y la actividad física. Se trata de un circuito de diferentes obstáculos que el perro ha de saltar, esquivar o atravesar. El amo va siempre a su lado y es muy gratificante para el animal. Descubre todo sobre el Circuito de Agility y sobre cómo Iniciarse en agility.



Trucos para evitar que tu perro ladre


Si no estamos seguros de la causa (o causas) que provocan el ladrido en nuestro perro, lo ideal sería acudir a un profesional que nos guíe y ayude. ¿Por qué? Muchos propietarios piensan que su perro ladra por agresividad cuando en realidad es por miedo. Otros pueden pensar que el perro intenta "llamar la atención" cuando la verdadera causa es la excesiva soledad.

Por ese motivo, si no tenemos experiencia o no sabemos exactamente qué ocurre con nuestro mejor amigo, lo mejor y más apropiado es acudir a alguien experimentado en este tipo de situaciones.

Además, no olvides que no todas las técnicas son válidas y es que, algunos consejos que encontrarás en Internet, pueden pueden incluso empeorar la situación. En algunos casos, los métodos utilizados (collares anti-ladrido, castigos, exposición forzosa a los estímulos a los que el perro tiene miedo, etc.) pueden provocar un empeoramiento del comportamiento y un incremento del ladrido del perro.

A continuación te ofrecemos algunos trucos y consejos que fomentan el bienestar de nuestra mascota y nos ayudarán a tratarle de forma positiva. Estas pautas se suelen utilizar en perros con graves problemas de estrés por lo que su objetivo es lograr la tranquilidad del perro y un mejor comportamiento, toma nota:

Fomenta la tranquilidad y la relajación del perro tanto en casa como en el exterior. Los masajes, las caricias y los premios sabrosos son buenos incentivos para que entienda qué esperas de él.

Muchas personas suelen regañar al perro cuando ladra e incluso les pueden llegar a dar toques (o golpes) en un intento de acabar con este comportamiento. Este tipo de actitud solamente empeorará el comportamiento del animal y le provocará estrés y un sentimiento de tristeza. Descubre los 5 errores más comunes al regañar a un perro.

Los perros con graves problemas de estrés se beneficiarán de hacer ejercicio y jugar con el kong, por ejemplo. No olvides que un perro tarda aproximadamente 21 días en eliminar totalmente el estrés acumulado del cuerpo. Debes ser muy paciente y cariñoso para intentar mejorar su situación, entendiendo que es un problema que le provoca malestar. Los perros que sufren estrés no deben someterse a castigos, exposición directa a sus miedos o un adiestramiento intensivo.

Si tu perro ladra por la calle cuando se cruza con otros perros lo ideal es intentar no recoger la correa (ya que el perro nota la tensión) y seguir con el paseo como si nada ocurriese. Debemos tener una actitud tranquila y firme para que el perro la note también. Eso sí, siempre vigilando su seguridad y bienestar.

También podemos intentar distraerle con golosinas cuando aparezca el estímulo que provoca su ladrido (un timbre, otros perros...). Pedirle que se siente y que haga trucos mientras le premias es una buena forma de darle un giro a la situación.

Ante una situación muy estresante, si no podemos distraerle lo ideal sería marcharnos de allí cuanto antes. Cuando el perro se encuentra con algo que le provoca miedo o inseguridad graves sus niveles de estrés aumentan y eso es contraproducente para tratar este problema.

Intenta pasear con él en horarios y tramos tranquilos para prevenir esta situación, una vez veas mejoras podrás intentar pasearle en sitios o momentos de más actividad. Este punto es muy importante y ayuda enormemente a fomentar la tranquilidad del perro. Descubre los errores más comunes del paseo e intenta evitarlos. Lo ideal es que permitas a tu perro olisquear todo lo que desee y que le proporciones un momento de recreo verdadero.

No fuerces el contacto o la interacción con otros perros o personas si no lo desea, cuando él esté preparado ya avanzará e intentará relacionarse. Forzar a un perro con miedos a interactuar puede repercutir muy negativamente en el animal e incluso provocar agresividad y miedo extremos.

Utiliza el sembrado como técnica de relajación y diversión. Es una buena forma de mejorar el bienestar de nuestra mascota. Además, practicar diferentes actividades le ayudará a cambiar el "chip" de su rutina de ladridos y a descubrir nuevas experiencias. Enriquecer la vida del animal le hace feliz y le ayuda a progresar en sus miedos.

Seguir todas estas pautas de forma constante harán que tu perro poco a poco reaccione con más tranquilidad, eso sí, debes ser constante y enfocarlo todo positivamente. No sacarás nada de forzar a tu mascota a hacer algo que no desea.

Jamás debemos utilizar collares estranguladores o con descargas. Podemos propiciar una actitud muy negativa y agresiva del perro que se puede volver en nuestra misma contra o en la de nuestros familiares.

Recordamos que cada perro es un mundo y que estos consejos pueden no funcionar siempre. Si tu situación es realmente grave, es recomendable acudir a un especialista quién entenderá perfectamente las causas y nos aconsejará correctamente sobre cómo aplicar las técnicas.


No hay comentarios:

Publicar un comentario